¡Bienvenidxs!

Mi nombre es Diego Ariel Benevento, soy psicólogo y lxs invito a recorrer este sitio. Sin embargo, antes me gustaría presentarme para que este encuentro entre quien busca algo y quien propone un camino se dé desde el primer paso.
Como les decía soy psicólogo y piloto de aviones. Profesiones que se inspiraron en mi gran maestro Gabriel Emilio, mi gemelo con discapacidad. A él le debo mi interés por el dolor de las personas, por el destrato a las personas con discapacidad y, especialmente, a las familias. Gabriel me invitó a escribir sobre el dolor que vivíamos cada vez que nos encontrábamos con el sistema de salud, de educación y jurídico-administrativo. Así nació el libro Familias en llamas
También, Gabriel me orientó en lo que habíamos aprendido en ese camino como familia y como profesional, así surgió Del mate a la mateada, ritual que nos unía frente a la incertidumbre que día a día se instalaba en nuestro horizonte. 
Amparo a la familia nos ayudó a salir de las llamas para reconstruir nuestro hogar, que durante muchos años se transformó en una casa-clínica, en un neuropsiquiátrico, incluso en una estación de tren abandonada. 
Hoy Familias en tramas festeja lo aprendido en ese camino que se sigue dando “paso a paso”. 
Aquí es cuando alguien podría preguntar: “Diego, ¿y tu carrera de piloto de aviones qué tiene que ver con todo esto?” En la distancia, pienso que siempre desee ver la catástrofe desde arriba, sobrevolarla, para poder identificar dónde estaban el fuego, las bombas y esas instituciones que, más que ayudarnos, nos inundaban en más confusión y dolor. Puedo decir que lo logré y que hoy puedo volar no solamente con aviones sino también con la escritura, con los asesoramientos y con lo que pronto se transformará en la Fundación Gabito
En lo mas íntimo me surge una convicción: después de tantas llamas, inundaciones y catástrofes… ¡volar es indispensable!
Ya presentado, lxs invito a volar
Volando